Diligencia Debida I — Consideraciones generales

Fecha de última actualización: 04/07/2022

Por Nick Morrison

La Ley 10/2010 de prevención del blanqueo de capitales y financiación del terrorismo establece una serie de obligaciones para todos los sujetos obligados. Entre éstas encontramos: diligencia debida, obligaciones de información o las medidas de control interno. Hoy, nos centraremos en las primeras, en las medidas de diligencia debida.

La Recomendación 10 del Grupo de Acción Financiera Internacional — GAFI — instauró la diligencia debida en cuanto a las relaciones entre un cliente y un sujeto obligado. GAFI invitaba a operar con los criterios de diligencia debida cuando:

  1. Se establecen relaciones de negocio,
  2. Hay sospechas de encontrarnos con una situación de blanqueo de capitales, 
  3. Se realizan transacciones ocasionales que superen un umbral de 15.000$, entre otros factores
  4. Se tienen dudas sobre la veracidad de  los datos de identificación obtenidos previamente a establecer la relación de negocio.

GAFI imperaba al legislador a tener en cuenta las medidas de diligencia debida e incluirlo en instrumentos coercitivos, con el fin de identificar y conocer a toda persona que se relacione con los sujetos obligados en materia de prevención de blanqueo de capitales.

Estos dos conceptos, identificación y conocimiento del cliente, son la base sobre la que se estructura la diligencia debida — due diligence —. Es por ello que, la normativa española, exige como primera obligación: el establecimiento de una serie de medidas tendentes a identificar al cliente, así como la comprobación constante de la relación comercial o el propósito de ésta.

La diligencia debida en las disposiciones normativas españolas vienen estructuradas de la siguiente manera:

Normales: medidas de obligado cumplimiento para todos los sujetos obligados. — Artículos 3 a 8 de la Ley 10/2010 y artículos 4 a 14 del Reglamento de prevención del blanqueo de capitales y de la financiación del terrorismo. —

Por ejemplo, la identificación formal de la identidad de los clientes, mediante documentos fehacientes, es una de las obligaciones que es transversal a los sujetos obligados, desarrollada en el artículo 4 del Reglamento de prevención del blanqueo de capitales y de la financiación del terrorismo.

Simplificadas: varían en función del riesgo, ya sea por la relación de negocio que se ha constituido, o por el tipo de cliente. —Artículos 9 y 10 de la Ley 10/2010 y  artículos 15 a 18 del Reglamento de prevención del blanqueo de capitales y de la financiación del terrorismo —.

Por ejemplo, en cuanto a los clientes; las sociedades cotizadas o las entidades de derecho público.

En cuanto a la relación comercial; préstamos sindicados o los giros postales de las Administraciones Públicas.

Reforzadas: obligatorias para ciertos tipos de clientes u operaciones que, por su condición, entrañan un riesgo de blanqueo de capitales o financiación del terrorismo. —Artículos 11 a 16 de la Ley 10/2010 y artículos 19 a 22 del Reglamento de prevención del blanqueo de capitales y de la financiación del terrorismo—.

Por ejemplo, las personas con responsabilidad pública contempladas en el artículo 14 de la Ley 10/2010, son un tipo de categoría de cliente a los que se les debe aplicar medidas de diligencia reforzada.

Conclusión

En conclusión, las medidas de diligencia debida o due diligence, pretenden ser la primera frontera que deberán sortear los delincuentes a la hora de utilizar el sistema financiero de un país para blanquear dinero o financiar el terrorismo. Así mismo, estas medidas se constituyen también como el primer paso a realizar por un sujeto obligado en el camino del cumplimiento normativo en materia de prevención del blanqueo de capitales.


¿Eres Sujeto Obligado? ¿Aún no lo sabes?

No hay problema, es una duda muy común. Contesta nuestro sencillo cuestionario y averígualo AHORA.


Si quieres mantenerte al tanto de nuevos artículos subscríbete a nuestra newsletter si aún no lo has hecho.

Y si quieres proponernos algún tema sobre el que te gustaría que escribiéramos un artículo, o simplemente quieres contactar con nosotros, puedes hacerlo a través de nuestro formulario de contacto.

Por Álvaro Serrano

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

2 × 2 =